Aunque el enroque es una jugada natural y generalmente conveniente, plantea algunos problemas respecto al momento y el flanco por el que debe hacerse. Éstos son unos de los problemas estratégicos más importantes que deben resolverse, pues muchas veces supone prever el futuro desarrollo de toda la partida e influye notablemente en el plan de juego.

Ya hemos visto en clases anteriores que plantear una lucha con enroques en flancos opuestos puede ser favorable al bando que no ha movido los peones de su enroque, si el adversario lo ha hecho. Este es un detalle que debe ser siempre tenido en cuenta para decidir el momento oportuno y el flanco por el que hay que enrocarse.

Pero además hay que valorar si el adversario ya está enrocado, de modo que al darle la oportunidad de enrocarse por flancos distintos, ese tipo de lucha no nos sea desfavorable. Valorar también la rapidez en establecer el contrajuego, posibilidad de crear debilidades, de abrir líneas, etc…

Por ejemplo, con retraso en desarrollo es frecuente que convenga esperar a que el adversario haya enrocado, como veremos en la siguiente posición:

1.e4 e5 2.Cf3 Cf6 3.Cxe5 d6 4.Cf3 Cxe4 5.Cc3 [Esta no es la continuación más popular contra la Defensa Petrov, pero no está exenta de veneno. En los últimos tiempos ha sido frecuentemente utilizada por Shirov] 5…Cxc3 6.dxc3 [En otras posiciones similares, generalmente se recomienda capturar hacia el centro con 6.bxc3 pero aquí las blancas tratan de sacar partido de su ventaja de desarrollo y enrocarse largo] 6…Ae7 7.Ad3

Este es el momento que queremos comentar. El enroque parece una jugada natural,pero las negras no tienen que apresurarse con él, pues de momento no hay peligro en permanecer con el rey en el centro. Lo más preciso es 7…Cc6 y esperar a ver el plan que seguirán las blancas. Por ejemplo si enrocan corto, las negras no tendrán inconveniente en hacer lo mismo, mientras que si 8.Ae3 Ag4 9.Ae4 Dd7 mantienen la opción de enrocarse largo si las blancas también lo hacen. El motivo de esta estrategia es que cuando un bando tiene ventaja de desarrollo, como aquí las blancas, puede sacar más partido de las posiciones agudas que se presentan con los enroques opuestos. En cambio 7…0-0 sin ser un error, proporciona a las blancas buenas posibilidades de hacerse con la iniciativa. Vamos a un ejemplo que, sin ser un modelo de perfección, ilustra las dificultades de las negras en este tipo de posiciones.

Dorin,M – Levstein,F Buenos Aires, 1976

1.e4 e5 2.Cf3 Cf6 3.Cxe5 d6 4.Cf3 Cxe4 5.Cc3 6.dxc3 Ae7 7.Ad3 0–0 8.Ae3 Cd7 9.De2 [Las blancas preparan el enroque largo. En la lucha que ahora sigue sus perspectivas son algo mejores, aparte de que en la partida las negras no eligieron el mejor esquema. En lugar de colocar el caballo en f6 ahora debieron jugar su alfil a dicha casilla.] 9…Cf6 10.0–0–0 Te8 [10…Ae6 era un poco mejor. El desarrollo elegido por las negras parece algo artificial.] 11.h3 Ad7 12.g4 Ac6 13.Thg1 Cd5 14. Rb1 Af6 15.Cd4 Axd4 16.cxd4 Cxe3 17.fxe3 Dg5 [17…Dh4 era preferible, dificultando el avance de los peones] 18.Tde1 Te7 19.Df2 Tae8 20.h4 Da5 21. Tef1 Ad7 22.g5 Ah3 23.Te1 Ae6 24.b3 Dc3 [Esta maniobra es demasiado lenta. Había que jugar 24…c5 ] 25.h5 c5 26.h6 [Ahora las blancas llegan antes] 26…c4 27.Axh7+ Rxh7 28.hxg7 f5 [Ya no hay defensa] 29.gxf6 cxb3 30.g8D+ 1–0

Algo similar ocurre en la siguiente partida, donde la ventaja de espacio permite al blanco plantear favorablemente una lucha con enroques opuestos:

Szabo,L – Bisguier,A Buenos Aires, 1955

1.d4 d5 2.c4 c6 3.Cf3 Cf6 4.Cc3 e6 5.e3 Cbd7 6.Ad3 Ad6 7.e4 [Se juega con más frecuencia 7.0–0 0–0 8.e4 que tiene ventajas e inconvenientes, pues aunque se evita el cambio de alfiles de casillas negras que seguirá en la jugada 10, renuncia a la posibilidad de enrocar largo que el blanco emplea con éxito en esta partida.] 7…dxe4 8.Cxe4 Cxe4 9.Axe4 Cf6 10.Ac2 Ab4+ 11.Ad2 Axd2+ [Las negras piensan que este cambio, seguido del enroque es una continuación lógica, pero en la lucha de enroques opuestos su inferior desarrollo les pondrá en dificultades. Era mejor 11… Da5 y si 12.a3 Axd2+ 13.Dxd2 Dxd2+ 14.Rxd2 la pequeña ventaja blanca no será suficiente.] 12.Dxd2 0–0 [Ya es difícil sugerir otra cosa.]

[La presente posición se había jugado anteriormente y las blancas enrocaban corto, tras lo cual las negras podían luchar por igualar con …Dc7,…b6 y ..c5. Pero en esta partida las blancas juegan con más energía y obtienen una clara ventaja.] 13.Ce5 Dc7 14.0–0–0! c5 [Ahora esta jugada, aunque natural, no resulta apropiada. Era preferible 14…b5 para conseguir la casilla d5. De todas maneras las blancas mantienen la ventaja tras 15.c5 pues varias piezas negras siguen en posición pasiva.] 15.De3 b6 [15…cxd4 16.Txd4 tampoco sería satisfactorio, pues incorporaría la torre blanca al ataque sobre el enroque.] 16.dxc5 bxc5 [Las negras no juegan 16…Dxc5 pues tras 17.Dxc5 bxc5 18.f3 el final es muy favorable a las blancas. De todas maneras, tampoco en el medio juego mejoran sus perspectivas.] 17.g4 Tb8 18.Thg1 Db6 19.b3 Tb7 20.g5 Ce8 [También si 20…Cd7 21.Txd7 Axd7 22.Dd3 Td8 23.Dxh7+ Rf8 24.Dh8+ Re7 25.Dxg7 las blancas consiguen un ataque ganador.] 21.Axh7+ Rxh7 22.Dh3+ Rg8 23.Tg4 No hay defensa contra Th4 pues el caballo en e5 controla el escape por f7 1–0

Habiendo movido algún peón, hay que valorar seriamente la posibilidad de diferir el enroque, si el adversario puede enrocarse por el otro flanco.

Alatortsev,V – Troitsky,P Leningrado, 1938

1.d4 d5 2.c4 e6 3.Cc3 Cf6 4.Ag5 Cbd7 5.e3 c6 6.cxd5 [Las blancas definen inmediatamente la estructura de peones centrales. Naturalmente también es posible retardar este cambio] 6…exd5 7.Ad3 Ad6 [7…Ae7 es más frecuente, para evitar las molestias de la clavada.] 8.Dc2 h6 [Como consecuencia de la jugada anterior, las negras tienen que realizar esta jugada, no demasiado conveniente, ya que si 8…0-0? 9.Axh7+; De todas formas, también era posible 8…Dc7 ] 9.Ah4 0-0?![Este enroque sería completamente seguro si las blancas también estuviesen enrocadas corto. Pero en esta posición, el blanco puede elegir el enroque largo, tras lo cual el avance g4-g5 conseguirá abrir la columna «g» con mucha rapidez] 10.Cge2 Te8 11.h3 Da5 12.0-0-0! [Como hemos dicho, este planteamiento lleva a una lucha complicada, pero las posibilidades blancas son superiores por la mayor facilidad para abrir columnas en el enroque adversario] 12…b5 13.Rb1[Defendiendo el punto a2 y permitiendo la maniobra Cc1-b3. No solamente conviene desarrollar nuestro ataque con rapidez, sino también realizar jugadas defensivas que retrasen la iniciativa del rival] 13…Aa6?! [Una maniobra poco afortunada, que costará más tiempos. Pero no es fácil encontrar un plan satisfactorio para el negro, ya que la continuación …Cb6 falla por la captura en f6. Probablemente fuese preferible 13…b4 ] 14.Axf6 [El alfil en h4 no realiza ninguna función importante, y ahora se deja paso al avance de los peones. Si directamente 14.Cc1 las negras podrían arriesgarse a tomar el peón con 14…g5 15.Ag3 Axg3 16.fxg3 Txe3 pues su enroque no quedaría peor que lo que ocurre en la partida, pero con peón de ventaja.] 14…Cxf6 15.Cc1 Db6 16.Cb3 Ac8 [ Lo consecuente era 16…b4 17.Ca4 Axd3 18.Dxd3 aunque las perspectivas blancas son preferibles, gracias a su mejor estructura de peones.] 17.Tc1 Ad7 18.Ce2[Podía jugarse ya 18.g4 aunque la jugada de la partida también es buena.] 18…Tec8 19.g4 a5 [Finalmente da comienzo la carrera de peones, pero las blancas tienen ventaja] 20. Cc5 Ae8 [ 20…Axc5 era una triste concesión. Las blancas podrían elegir entre una ventaja persistente en el final tras 21.Dxc5 Dxc5 22.Txc5 o un prometedor medio juego con 21.dxc5 con lo que conseguirían la casilla d4 para su caballo y podrían seguir con la realización de la ruptura g5.] 21.Tcg1 [ Más fuerte aún era 21.Af5 Tc7 22.h4 y la amenaza g5 no tiene adecuada defensa, pues 22…Cd7 pierde el peón c6, mientras que si 22…g6 23.g5 Ch7 24.gxh6 gxf5 25.Thg1+ Rh8 26.Dxf5 con ataque decisivo.] 21…Cd7 22.Af5 Tc7 23.Cxd7 Axd7 24.g5 [De todas formas las blancas han logrado su objetivo, aunque la posición se ha simplificado un poco.] 24…hxg5 [ No es posible evitar la apertura de columnas con 24…h5 debido a 25.g6] 25.Axd7 Txd7 26.Txg5 f6 27.Th5 Db7 28.Tc1 [ Una sutileza no del todo necesaria. La idea es que si directamente 28.Tg1 las negras podrían jugar 28…Af8 29.Dg6 Td6 mientras que con la continuación de la partida no será posible. De cualquier modo, incluso en ese caso las blancas ganan con 30.Tg4 seguido de Tgh4.] 28…Tc7 [ No era mejor 28…Tc8 aunque las blancas deberían volver al plan más fuerte colocando la torre en g1.] 29.Tg1 Dc8?! [Era mejor 29…Tf7, aunque las blancas deben ganar igualmente.] 30.Dh7+ Rf8 31.Dh8+ Rf7 32.Dxg7+ 1-0 Incluso en posiciones donde ya se ha realizado el enroque, puede darse que sea conveniente deshacer el camino andado:

Byrne,R – Kotov,A New York, 1954

1.d4 Cf6 2.c4 e6 3.Cc3 Ab4 4.e3 c5 5.Ad3 0–0 6.a3 Axc3+ 7.bxc3 Cc6 8.Ce2 b6 9.e4 Ce8 [Aunque pueda parecer extraña, esta retirada resulta útil para evitar la clavada Ag5.] 10.Ae3 d6 11.0–0 Aa6 12.Cg3 Ca5 13.De2 Tc8 14.d5 Se anticipa a la apertura de la columna «c» que posiblemente costaría a las blancas el peón de c4. 14…Dd7 15.a4 Para evitar la temática …Da4. Ahora para las negras tampoco resulta fácil aumentar la presión sobre «c4». 15…e5 16.f4! f6! Las negras deben mantener cerrado el centro. 17.f5 [Esto prepara un avance de peones en el flanco de rey mediante g4-g5. Pero la ingeniosa defensa de las negras quita mucha fuerza a ese plan, y el juego cerrado no favorece a las blancas que tienen la pareja de alfiles. Merecía considerarse 17.Cf5 ]

7…Rf7! El rey abandona la zona peligrosa. En el flanco de dama estará mucho más seguro. 18.Tf3 [No es conveniente 18.Dh5+ Re7 19.Dxh7 Axc4; La mejor posibilidad era 18.Tfb1 seguido del traslado del caballo a b3 para intentar llevar a cabo la ruptura a4-a5. Naturalmente las negras lo evitarían cambiando caballos seguido de a7-a5 pero entonces, por lo menos, desaparecería un atacante del peón «c4».] 18…Re7 19. Cf1 Rd8 20.Th3 Esto no lleva a nada positivo y la torre queda mal colocada. 20… Th8 [Naturalmente las negras no deben jugar 20…h6 que permitiría al blanco colocar un caballo en g6.] 21.g4 Rc7 22.Cg3 Rb8 23.Rf2 Cc7 24.Da2 Tcg8 25.Tg1 De7 26.Ae2 [Una jugada inútil. Mejor era el inmediato 26.Cf1 intentando g5.] 26…Ac8 27.Cf1 Ad7 28.Cd2 [Ahora 28.g5 no es tan conveniente debido a 28…g6] 28…g5 29.Cf1 [Merecía atención 29.Cb3 ] 29…Ae8 30.Cg3 h6 31.Ch5 Axh5 32.gxh5 [32. Txh5 permitiría 32…Ce8 seguido de …Cg7 y …h5.] 32…Ce8 33.Ag4 Cg7 34.Re2 Rc7 35.Rd3 Ta8 Las negras se preparan para jugar la ruptura …b5. 36.Tb1 Thb8 37.Tb2 a6 38.Rc2 Dd7 39.Tg3 De8 40.Ad2 [Si 40.Th3 b5 en circunstancias mucho más favorables para las negras, que las que se dieron posteriormente en la partida.] 40…Ta7 [Las negras podían tomar el peón con 40…Cxh5 pues aunque las blancas lo recuperan con 41.Th3 Cf4 42.Txh6 tras 42…De7 las negras pueden seguir con …Th8 obteniendo una posición favorable.] 41.Th3 b5 42.axb5 axb5 43.cxb5 Txb5 44. Txb5 Dxb5 45.c4! Una excelente jugada, que salva a las blancas. 45…Dxc4+ 46. Dxc4 Cxc4 47.Axg5! La clave de la defensa blanca. 47…Cxf5! [Lo mejor. Si 47… hxg5 48.h6 Ta8 49.hxg7 Tg8 50.Rc3 con ventaja blanca.; Y si 47…fxg5 48.f6 Rd8 49. Tc3 Ca5 50.Tf3 también con clara ventaja blanca.] 48.exf5 fxg5 49.f6 e4 50.f7 Ta8 51.Tc3 Ce5 52.Ta3 Tf8 53.Ae6 Rb6 54.Tb3+ Rc7 55.Ta3 Rb6 56.Tb3+ Rc7 57. Ta3 ½–½

Deja un comentario