Una estructura de peones que tiene gran interés se presenta después de las jugadas 1. e4 e5 2.Cf3 Cc6 3.Ab5 a6 4.Axc6 dxc6 en principio el peón doblado, al estar unido a otros compañeros, no representa una debilidad en sí mismo, pero si consideramos la estructura de peones que resulta después de las jugadas 5.d4 exd4 6.Dxd4 Dxd4 7. Cxd4 podremos extraer interesantes conclusiones:

La columna «d» separa el tablero en dos partes. En el flanco de rey, las blancas tienen una mayoría de peones de 4 contra 3 que, jugando con cuidado, pueden progresivamente avanzar hasta lograr un peón pasado. En cambio, en el flanco de dama, son las negras quienes tienen una mayoría de peones de 4 contra 3, pero su peón doblado hace imposible que puedan conseguir un peón pasado. Las blancas solo tienen que prevenir que su contrario pueda desdoblar sus peones, adoptando alguna de las posiciones siguientes: En estas posiciones las blancas solo necesitan permanecer pasivas en el flanco de dama y las negras no pueden crear ningún peón pasado. Por ello, es como si las blancas tuvieran un peón de ventaja y su plan será cambiar piezas y llegar al final para poder hacer valer su ventaja.

Aunque no debe pensarse que la variante asegura automáticamente ventaja a las blancas. Las negras reciben a cambio la pareja de alfiles, lo que en algunas posiciones compensa más que de sobras, y sus perspectivas en el medio juego son bastante prometedoras.

En cambio, si se cambian bastantes piezas, en especial alguno de los alfiles de las negras, el final suele ser claramente favorable a las blancas. Cual de las estructuras de peones en el flanco de dama que acabamos de ver deben adoptar las blancas, estará determinado por otros factores de la posición, principalmente el color de las casillas del alfil que pueda quedarles a las negras o si las blancas aún conservan su alfil de casillas negras, en cuyo caso suele ser conveniente ponerlos en casillas blancas.

La estrategia correcta a seguir en estas posiciones queda reflejada en las partidas que se examinan a continuación.

Comenzamos con una de Lasker, quien fue uno de los primeros en advertir las posibilidades blancas en esta variante y la empleó varias veces con éxito:

Lasker,E – Tarrasch,S Campeonato Mundial. Alemania, 1908

1.e4 e5 2.Cf3 Cc6 3.Ab5 a6 4.Axc6 dxc6 5.d4 exd4 6.Dxd4 Dxd4 7.Cxd4 c5 8. Ce2 Ad7 9.b3 [Como más tarde demostró Alekhine, esta jugada no es buena. Mejor es el desarrollo 9.Cbc3] 9…Ac6 [La refutación de la jugada blanca se vio en la partida Verlinsky-Alekhine, del campeonato de Rusia de 1909 que siguió 9…c4! 10.bxc4 Aa4 11.c3 0–0–0 12.Cd2 Ac2 13.f3 Ac5 y las negras lograron una excelente posición, que compensa sobradamente el peón blanco. La pareja de alfiles, la baza primordial del negro en esta variante, resulta particularmente poderosa. ] 10.f3 Ae7?! [Un grave error de concepto. En esta posición, la compensación que tienen las negras por su mayoría de peones devaluada, es la pareja de alfiles, y deben conservarla. Con esta jugada se provoca un cambio que favorece al blanco. Era mejor 10…Cf6] 11.Ab2  Af6? [Evidentemente, había que reconocer el error y jugar 11…Cf6] 12.Axf6 Cxf6 13.Cd2 0–0–0 14.0–0–0 [Ahora las blancas ya tienen clara ventaja.] 14…Td7 15. Cf4 Te8 16.Cc4 b6 17.a4 a5 18.Txd7 Cxd7 19.Td1 Ce5 20.Cxe5 Txe5

21.c4 [Jugada necesaria. Había que impedir que las negras jugasen …c4 y se librasen de los peones doblados. Normalmente, teniendo las negras un alfil de casillas blancas, sería más conveniente colocar los peones en a3, b2 y c3, para dejar sin objetivos a dicho alfil. Pero como consecuencia de la jugada 9 de las blancas, no se puede adoptar tal estructura y hay que utilizar esta, algo menos favorable.] 21…Te8 22.Ch5 Tg8 23.Td3 [Otro punto importante. Las blancas preparan llevar su rey al centro y luego proceder al avance de los peones al flanco de rey, sin que las negras puedan hacer otro tanto. 23.Rd2 sería contestada con 23…Rd7] 23…f6 24.Rd2 Ae8 25.Cg3 Ad7 26.Re3 Te8 27.Ch5 Te7 28.g4 [Hay que prestar atención a la manera que las blancas avanzan su mayoría de peones, vigilando que las negras no puedan bloquearlos. 28.f4? sería un grave error por 28…Ac6 29.Cg3 Axe4 30.Cxe4 f5] 28… c6 29.h4 Rc7 30.g5?! [Posiblemente esta jugada sea algo prematura. La preparación con 30.Rf4 parece preferible.]30…f5 31.Cg3 fxe4 32.Cxe4 Af5 33.h5 Td7 34.Tc3 [Probablemente el cambio de torres también era bueno, pero las blancas piensan que ello ayudaría al rey negro a acercarse y en cambio la torre negra no podrá hacer mucho en la columna.] 34…Td1 35.Rf4 Ad7?! [35…Axe4 era mejor, y las negras tendrían posibilidades de tablas.]36.Te3 Th1 [Las negras no tienen tiempo de acercar el rey pues si 36…Rd8 37.h6 gxh6 38.gxh6 con ventaja.] 37.Cg3 Th4+ 38.Re5 Th3 [A 38…Rd8 seguiría igualmente 39.f4] 39.f4 Rd8 40.f5 Th4 [Si 40…Ae8 41.g6] 41.f6 gxf6+ 42.Rxf6 Ae8 43.Cf5! Tf4 [No vale 43…Txh5 44.Txe8 +; Si 43…Tg4 seguiría 44.Te7] 44.g6 hxg6 45.hxg6 Tg4 46.Txe8+ Rxe8 47.g7 Rd7 48.Ch4 [48.Ch6 Txg7 49.Rxg7 Re6 50.Cf7 También era ganador, pero la jugada de la partida es más clara. Las blancas amenazan Cg6 así que las negras deben dar su torre.] 48…Txg7 49.Rxg7 Re6 50.Cf3 [Y ahora el peón b3 podrá defenderse con Cd2] 50…Rf5 51.Rf7 Re4 52.Re6! Rd3 [52…Rxf3 53.Rd6 Re3 54.Rxc6 es muy claro.] 53.Rd6 Rc3 54.Rxc6 [54.Cd2 también ganaba, pero no es necesaria.] 54… Rxb3 55.Rb5 1–0

Pero las negras también tienen buenas posibilidades si consiguen activar sus alfiles, y la siguiente partida es una buena prueba:

Verlinsky,B – Alekhine,A Cto de Rusia St.Petersburgo, 1909

1.e4 e5 2.Cf3 Cc6 3.Ab5 a6 4.Axc6 dxc6 5.d4 exd4 6.Dxd4 Dxd4 7.Cxd4 c5 8.Ce2 Ad7 9.b3?! [En vista de lo que sigue, esta jugada no es buena. Mejor 9.Cbc3 Ce7 10. Af4 0-0-0 11.0-0-0 Te8! 12.h4 Cg6 13.Ag3 Ac6 14.h5 Ce5] 9…c4! [Este sacrificio de peón (por otro lado un peón bastante inútil, fue sugerido por Schlechter un año antes. Con él se abre el juego para la pareja de alfiles.] 10.bxc4 [Tal vez fuese preferible 10. Ab2!? pero ello sería reconocer el fracaso de la estrategia blanca, pues las negras desdoblarían los peones conservando la pareja de alfiles.] 10…Aa4?! [ 10…0-0-0 era un poco mejor, evitando la posibilidad que ahora tienen las blancas.] 11.c3?[Ahora los alfiles negros se mostrarán muy fuertes. Era mejor 11.Cd4! 0-0-0 12.Ab2 Te8 13.Cc3 Ab4 14.0-0-0 ya que no vale 14…Axc3? 15.Axc3 Txe4? 16.Ce6+-; Incluso 11.Cbc3! era una jugada que pone en duda la última jugada negra, ya que no vale 11…Axc2? 12.Rd2 ganando pieza, y tras 11…Ab4 12.Ad2! Axc2 13.Cd5 Ad6 14.Ac3 f6 15.f3 las blancas están mejor.] 11…0-0-0 12.Cd2 [Otras posibilidades no son tampoco satisfactorias. 12. Cd4 c5 13.Cb3 Te8 14.f3 f5 15.C1d2 Cf6; 12.0-0 Ac2 13.Cd2 Cf6 14.Cg3 ( 14.f3 Ac5+ 15.Rh1 Ad3) 14…Ac5] 12…Ac2 13.f3 Ac5 14.a4 [Merecía considerarse 14.Ab2 para seguir con Cd4 .Si 14.Cd4?! (Recomendada por Lasker en el libro del torneo.) 14…Txd4! 15.cxd4 Axd4 16.Tb1 Axb1 17.Cxb1 las negras quedan con ventaja.] 14…Cf6 15.Aa3 [ Era mejor 15.Cd4! Axd4 16.cxd4 Txd4 17.Ta2! Ad3 18.Ab2] 15…Ae3 16.Cf1 [ Todavía 16.Cd4 era la mejor jugada.] 16…Aa7 17.a5? Las blancas dejan pasar su última oportunidad de cerrar la columna «d» jugando 17.Cd4]17…Td3 18.c5 [Ahora ya no sirve 18.Cd4 Txc3!] 18…Thd8 19.Rf2?! [Algo mejor era 19.Ab4 Td1+ 20.Txd1 Txd1+ 21.Rf2 aunque tras 21…Cd7 las negras están mejor.]19…Cd7 20.Ce3 Cxc5 21.Cd4 [ 21.Cxc2? Cxe4+ 22.Re1 Td1+ 23.Txd1 Af2+ 24.Rf1 Txd1+ 25.Ce1 Txe1#] 21…Ab3 22.Re2 [ 22.Thc1 T3xd4 23.cxd4 Cd3+ ganando. 22.Ab2 T3xd4 23.cxd4 Cd3+] 22… Txc3 23.Ab2 [ Daba mayor resistencia 23.Cdf5 aunque tras 23…Ce6 las blancas están mal.] 23…Txe3+ [También ganaba 23…Td3 24.Cxb3 Cxb3 25.Cc4 Td2+ 26.Re1 Txb2 27.Cxb2 Cxa1] 24.Rxe3 Ce6 25.Ta3 [ 25.Thd1 Axd1 26.Txd1 Cxd4 27.Axd4 Axd4+ 28. Txd4 Txd4 29.Rxd4 b5 con final ganador.] 25…Cxd4 26.Rf4 Ac5 27.Tha1 Ce2+ 28. Rg4 Ae6+ 1-0 [ Las blancas abandonaron ya que tras 29.Rh5 f6 30.Ac1 Axa3 31.Axa3 Cf4+ 32.Rh4 g5+ 33.Rg3 Td2 34.Tg1 Ch5#]

En cuanto las negras se ven obligadas a cambiar uno de sus alfiles, su posición se vuelve delicada, especialmente si la partida se acerca al final. Veamos un buen ejemplo:

O’Kelly,A – Westerinen,H Malaga, 1967

1.e4 e5 2.Cf3 Cc6 3.Ab5 a6 4.Axc6 dxc6 5.0–0 [Este orden de jugadas ha sido popularizado por Fischer. Las blancas renuncian momentáneamente a d4 y, al amenazar el peón e5 ponen a las negras en ciertos problemas que les dificulta mantener los alfiles.] 5…f6 [Considerada la mejor, aunque existen otras posibilidades, por ejemplo: 5…Ad6 6.d4 exd4 7.Dxd4 f6] 6.d4 exd4 [Las negras deben aceptar este cambio, ya que 6…Ad6? 7.dxe5 fxe5 8.Cxe5! gana un peón. Por otro lado, la alternativa 6…Ag4 suele implicar la renuncia a la pareja de alfiles tras 7. dxe5 Dxd1 8.Txd1 fxe5 9.Td3 Cf6 10.Cbd2 Ad6 11.b3 seguido de Ab2 y Cc4.] 7.Cxd4

[Así es como lo jugaba Fischer. Es cierto que el cambio de damas interesa a las blancas, pero de todas maneras las negras tendrán problemas si no se conforman con dicho cambio.] 7…c5 [El desarrollo natural 7…Ad6 tiene el inconveniente de 8.Dh5+ g6 9.Df3 y ahora las negras tienen problemas para desarrollar su flanco de rey, mientras que jugar a ganar un peón con 9…Axh2+ 10.Rxh2 Dxd4 deja a las blancas con un gran adelanto en el desarrollo como compensación, por ejemplo: 11.Td1 Dc4 12.Af4 Df7 13.Db3 Dxb3 14.axb3 Ae6 15.Axc7 con ventaja.; Una interesante opción es 7…Ce7 para seguir con …Cg6 y solo entonces …Ad6.] 8.Cb3 Dxd1 [Necesario, pues si 8…Ad6? 9.Cxc5! gana un peón.] 9.Txd1 Ad7 10.Af4 0–0–0 11.Cc3 g5? [Esta jugada debilita la posición de los peones sin lograr nada a cambio. La directa 11…Ae6 es mejor, mientras que 11…c4 12.Ca5 b5 13.Cd5 tampoco resuelve los problemas de las negras.] 12.Ag3 Ae6 13.Txd8+ Rxd8 14.Td1+ Rc8 15.Cd5 Axd5 [Las negras se ven forzadas a cambiar uno de sus alfiles y entrar en el final inferior. 16.Txd5 [Naturalmente sería un gravísimo error de concepto 16.exd5?? que eliminaría la mayoría de peones en el flanco de rey.] 16…Ch6 17.f3 [17.Cxc5? c6] 17…b6 18.Cd2 Cf7 19.Cc4 Ae7 20.Rf1 Td8 21.Txd8+ Axd8 22.Ce3 Rd7

23.c4 [Teniendo las negras un alfil de casillas negras, los peones blancos del flanco de dama deben colocarse así.] 23…c6 24.Re2 Ae7 25.Cf5 Ad8 26.b3 Ac7 27.Axc7 Rxc7 28.g3 b5 29.f4 Rd7 30.h4 gxf4 31.gxf4 Cd8 32.Re3 Re6 [Las blancas deben avanzar sus peones centrales, pero el avance e4-e5 resulta muy difícil y resulta mejor f4-f5 pero antes hay que controlar la casilla e5 que quedará débil.] 33.Cg3 [Era más rápido 33.Ch6! Cb7 34.f5+ Re7 35.Rf4] 33…Cb7 34.Cf1 [Ahora el caballo se dirige a f3 para seguir con f4-f5.] 34…Cd6 35.Cd2 Ce8 36.f5+ Rd6 37.Rf4 Cg7 38.e5+! fxe5+ 39.Rg5 Ce8 40.Ce4+ Re7 41.f6+ Re6 42.Cxc5+ Rf7 43.Ce4 bxc4 44.bxc4 Re6 45.a4 a5 46.h5 Cc7 47.Cc5+ Rd6 48.Rf5 Ca8 49.Ce6 1–0

En la siguiente partida de Lasker veremos que aunque las negras estropeen la estructura de peones blanco en el flanco de dama, ello no tiene mayor importancia, si a cambio las negras pierden uno de sus alfiles.

Lasker,E – Janovsky,D Match (3), 1909

1.e4 e5 2.Cf3 Cc6 3.Ab5 a6 4.Axc6 dxc6 5.d4 exd4 6.Dxd4 Ag4? [Esto es poco adecuado a la posición, ya que los alfiles son la compensación que las negras tienen por su mala estructura de peones, y deben conservarlos. El cambio en f3 no perjudica a la estructura blanca, pues igualmente podrán crear un peón pasado con f4-f5 y e5.] 7.Cc3 Dxd4 8.Cxd4 0-0-0 9.Ae3 Ab4 10.Cde2 Axe2? [Las negras se desprenden de sus alfiles, lo que es un error. Aunque consiguen doblar los peones blancos del flanco de dama, ello no mejora sus posibilidades de crear un peón pasado, como veremos. Lo correcto era 10…Ce7 11.f3 Ad7] 11.Rxe2 Axc3 12.bxc3 Cf6 [El caballo no estará bien aquí. Mas tarde las negras lo llevarán a c6, pero esto lo podían conseguir de un modo más rápido con 12…b6 13.Tad1 Ce7] 13.f3 Cd7 14.Tad1 Ce5[Esto costará más tiempos. Era preferible jugar antes 14…b6 y luego …c5] 15.Td4 b6 16.f4 Cd7 17. Thd1 c5 18.T4d3 Cb8 19.Rf3 Tde8 [Las negras evitan los cambios, pero ahora su rey quedará cortado para acudir a parar los peones blancos. Era mejor 19…Txd3 y si 20. cxd3 Rd7]

20.f5! [Hemos visto varios ejemplos de Lasker donde realiza este avance. Como el alfil que les queda a las blancas es el de casillas negras, rara vez puede jugarse el avance e4e5 que debilita las casillas blancas.] 20…f6 [ Si 20…Cc6 21.Af4 Te7 22.Td5 The8 23.Te1 Ce5+ ( 23…f6 24.g4) 24.Axe5 Txe5 25.Txe5 Txe5 26.Rf4 f6 27.c4! seguido de g4-g5] 21.g4 Te7 22.Af4 The8 23.Te3 Cc6 24.g5?! [Prematuro, pues afloja el control de e5. Era mejor 24.h4! h6 25.Tg1] 24…Ca5?! [Dejando escapar la oportunidad. Debía jugarse 24…fxg5 25.Axg5 Ce5+ 26.Rf4 Tf7! con idea de 27…h6 28.Ah4 g5] 25.h4 Cc4 26.Te2 Tf7 27.Tg1 Rd7 [ 27…g6 era un poco mejor.] 28.h5 Cd6 29.h6! fxg5 [Ahora 29…g6 ya no ayuda a causa de 30.fxg6 hxg6 31.gxf6 Txf6 32.e5 Tfe6 33.Td2 ganando.] 30. Txg5 g6 [ 30…gxh6 31.Th5 era desesperado para las negras.]31.fxg6 hxg6 32.Txg6 Tef8 33.Tg7 Txg7 34.hxg7 Tg8 35.Tg2 Ce8 36.Ae5 Re6 37.Rf4 Rf7 38.Rf5 1-0

Por último una partida de Fischer, quien volvió a poner de moda esta variante consiguiendo buenos éxitos:

Fischer,R – Unzicker,W Siegen ol, 1970

1.e4 e5 2.Cf3 Cc6 3.Ab5 a6 4.Axc6 dxc6 5.0-0 f6 6.d4 exd4 7.Cxd4 Ce7 [Este desarrollo debe hacerse así, pues si 7…Ad6 las blancas tienen la interesante idea 8.Dh5 +!? g6 9.Df3 y las negras tienen problemas para desarrollar su flanco de rey, mientras que la ganancia de un peón con 9…Axh2+ 10.Rxh2 Dxd4 11.Cc3 deja a las blancas con gran ventaja de desarrollo.] 8.Ae3 Cg6 9.Cd2 Ad6 10.Cc4 0-0 11.Dd3 Ce5 12.Cxe5 Axe5 13.f4 Ad6 14.f5

[Siguiendo el ejemplo de Lasker. El peón retrasado en e4 no tiene mayor importancia y las negras tendrán dificultades para desarrollar sus piezas.] 14…De7 15.Af4 Axf4 16. Txf4 Ad7 17.Te1 Dc5 18.c3 Tae8 19.g4 [Incluso con damas en el tablero las blancas inician el avance de sus peones. No solamente buscan la creación de un peón pasado sino sobre todo plantean amenazas sobre el enroque negro.] 19…Dd6 20.Dg3 Te7 21. Cf3 c5 [Con idea de Ac6 y Tfe8. Por ello las blancas deciden anticiparse y romper con e5] 22.e5 fxe5 23.Tfe4 Ac6 24.Txe5 Tfe8 [ 24…Txe5 25.Cxe5 Te8 26.g5 sería peor que en la partida.] 25.Txe7 Txe7 26.Ce5 h6 [Esto debilita la casilla g6 pero las negras quieren evitar g5.] 27.h4 Ad7 28.Df4 Df6 29.Te2 Ac8 30.Dc4+ Rh7 31.Cg6 Txe2 32.Dxe2 Ad7 33.De7 [Forzando el cambio de damas y pasando a un final ganador] 33…Dxe7 34.Cxe7 g5 [Una medida desesperada ya que de otra forma las negras no pueden jugar el rey] 35.hxg5 hxg5 36.Cd5 Ac6 37.Cxc7 Af3 38.Ce8![Defendiendo indirectamente el peón g4 por el jaque en f6] 38…Rh6 39.Cf6 Rg7 40.Rf2 Ad1 41. Cd7 c4 [ Las negras no pueden evitar el ataque doble después de 41…Axg4 42.f6+ Rg8 43.f7+] 42.Rg3 1-0



Deja un comentario